El intérprete de los deseos

    “¡Qué maravilla un jardín
     en medio de tanto fuego! 
    Capaz de acoger cualquiera
    de entre las diversas formas
    mi corazón se ha tornado:
    Es prado para gacelas
    y convento para el monje;
    para los ídolos, templo,
    Kaaba de quien le da vueltas;
    es las Tablas de la Tora
    y es el Libro del Corán.
    La religión del amor
    sigo adonde se encaminen
    sus monturas, que el amor
    es mi práctica y mi fe.”




Ibn Arabi,
Taryumân al-ashwâq
(El intérprete de los deseos)